miércoles 25 de noviembre 2020

El angustioso momento en que un piloto de GP queda con el volante en la mano

Kin Sang Cheang evitó que la situación terminara en una tragedia al maniobrar con el ojo del timón.

Un angustioso momento vivió un piloto en el GP de Macau, en la costa sur de China, luego que quedara con el volante del vehículo en medio de carrera.

Se trata del piloto Kin Sang Cheang, que se encontraba disputando la Copa Mundial de Turismos (World Touring Car Cup en inglés) cuando el volante de su Mini Cooper S se desprendió.

La experticia y calma del piloto hicieron que la situación no se transformara en una tragedia, ya que mientras tenía el volante en una mano, intentaba no perder el control del vehículo maniobrando con el ojo del timón.

Tras unos angustiosos segundos, Sang Cheang logró colocar el volante en su sitio y salvar la situación. El hecho quedó registrado por las cámaras al interior del coche y se viralizaron rápidamente por las redes sociales.

Foto: Captura de video

Cerrar