Tuesday 12 de July 2022

Esta fue la irónica respuesta de Elon Musk tras la amenaza de Twitter

Elon Musk se pronunció por primera vez después de que se anunciase su decisión oficial de no adquirir Twitter.

Esta fue la irónica respuesta de Elon Musk tras la amenaza de Twitter

Elon Musk emitió su primera respuesta pública a la promesa de Twitter de que lo llevará a los tribunales para hacer cumplir los términos de su oferta de compra de la empresa por 44.000 millones de dólares. El hombre más rico del mundo no pareció afectado ante los acontecimientos y la amenaza de Twitter y fue cuanto menos irónico.

¿Cuál fue la respuesta de Elon Musk?

Musk, tuiteó un meme que lo muestra a él mismo riéndose del último giro de los acontecimientos. El empresario se centraba en el reclamo central del dueño de Tesla para rescatar el acuerdo de Twitter: que, según Musk, la compañía se ha negado a proporcionar evidencia para respaldar su afirmación de que el spam y las cuentas falsas en Twitter representan menos del 5% del total diario de usuarios activos.

“Dijeron que no podía comprar Twitter”, dice la publicación, acompañada de imágenes de Musk cada vez más alegre. “Entonces no revelarían la información del bot. Ahora me quieren obligar a comprar Twitter en los tribunales. Ahora tienen que revelar la información del bot en la corte”.

¿Qué medidas tomará Twitter?

Ante la decisión de Musk, Twitter contrató a la poderosa firma de abogados de fusiones y adquisiciones Wachtell, Lipton, Rosen & Katz para que la represente en un litigio contra el magnate. Ahora la compañía de redes sociales planea presentar una demanda contra Musk a principios de esta semana, informó Bloomberg.Las acciones de Twitter cayeron alrededor de un 5% en las operaciones previas al mercado el lunes, a alrededor de u$s35 por acción.

Esta fue la irónica respuesta de Elon Musk tras la amenaza de Twitter
Comienza una guerra abierta entre Elon Musk y Twitter . (Foto: Reuters).

Twitter planea demandar a Musk en el Tribunal de Cancillería de Delaware. “La Junta de Twitter se compromete a cerrar la transacción en el precio y los términos acordados con el Sr. Musk y planea emprender acciones legales para hacer cumplir el acuerdo de fusión”, tuiteó el viernes el presidente de Twitter, Bret Taylor.

¿Cuáles serían las consecuencias para Elon Musk?

En caso de que prospere la postura de la red social y los tribunales le den la razón, Musk no necesariamente pagaría la totalidad de 1000 millones de dólares, la cantidad que estiman por la que demandará Twitter al magnate. Según apuntó el abogado tributarista neoyorquino Robert Willens, el dueño de Tesla sólo desembolsaría a la larga poco más de la mitad, ahorrándose hasta 400 millones de dólares, debido a beneficios impositivos.

Willens explicó a MarketWatch que el hombre más rico del mundo e impulsor de los beneficios fiscales podría declarar que se trata de una pérdida de capital, por lo que se descontaría el monto que debe pagar como impuesto por las ganancias de capital que obtiene durante el último año fiscal. “Si esa pérdida de capital puede compensar las ganancias de capital a corto plazo, el coste real de la comisión de rescisión se reduciría en aproximadamente un 40% de su importe nominal”, destacó.

En el peor escenario, Musk podría ser obligado a honrar su compromiso y comprar Twitter a un precio que se ha vuelto exorbitante, mientras su fortuna viene derritiéndose a razón de decenas de miles de millones de dólares en los meses recientes. Aunque eso sería una victoria para los accionistas, la compañía quedaría en manos de Musk y de su polémica visión de la libertad de expresión, una postura con la que no comulgan muchos de los empleados, usuarios y anunciantes de los que depende el modelo de negocio la plataforma.

¿Twitter, en peligro?

Lo cierto es que las acciones de Twitter descendieron un 5%. En mayo, cuando Musk dejó en suspenso su decisión, estas cayeron un 8%. “Twitter es peor ahora que hace seis meses, pero a la larga, estará mejor sin él”, dice Carolina Milanesi, analista de Creative Strategies. “Es como un juguete que quiere un niño malcriado, pero que realmente no sabe qué hacer con él, entonces se aburre y no le da la atención que merece, y lo olvida en un rincón (…) Twitter moriría lenta y dolorosamente”, agrega Milanesi.